UFLO
 Menu
travesti istanbul travesti bursa travestileri

 

NOVEDADES

“La UFLO me enseñó a tener en cuenta los procesos intelectuales y emocionales del deportista”



Raúl Davies, preparador físico de la Selección Sub 17 de fútbol, es egresado y docente de la Universidad de Flores. Aquí, cuenta sus métodos de trabajo y su relación con la institución que lo formó.

Admite que no fue un gran futbolista. Como sucede con la mayoría de las personas, el vínculo de Raúl Davies con el deporte comenzó de niño, pero luego de probar con el fútbol y más tarde incursionar en el básquet –en ambos casos en el club Germinal, de Rawson–, el actual preparador físico del Seleccionado Sub 17 vio que su función sería más valiosa fuera del campo de juego. Mucho tuvo que ver en ese recorrido la Universidad de Flores, institución en la que Davies se formó y, según él mismo lo expresa, cuyo aporte fue decisivo.

“Cuando jugaba al básquet –recuerda Davies– era monitor, que es la persona que ayuda al entrenador, entonces surgió el gustito por la enseñanza del deporte. Me gustaba mucho el básquet, pero más me gustaba el fútbol”. En Córdoba, donde se instaló para cursar el Profesorado en Educación Física, hizo sus primeras armas en la profesión preparando a un par de clubes de la liga local. Luego, Buenos Aires lo recibió con dos desafíos: cursar la Licenciatura en Actividad Física y Deporte y trabajar en el Club Independiente de Avellaneda.

“Vine a Buenos Aires con la idea de seguir formándome, ya que quería tener un poco de proyección profesional”, cuenta Davies, que se acercó a la UFLO aconsejado por un amigo. “Me gustó el perfil de la universidad. Lo que más me interesó fue la formación humanística del deportista. El rendimiento deportivo no se compone solamente de preparación física o técnica, sino que es mucho más amplio e influenciado fuertemente por el contexto; me atrajo esa idea más integral de atención al ser humano deportista”. 

Asegura que los profesores de la carrera le dieron una visión amplia para ejercer la docencia,  lo que Davies destaca como “una bisagra en mi formación”.  Al respecto, agrega: “Yo tenía una visión más restringida del deportista y ellos me enseñaron a tener en cuenta sus procesos intelectuales y emocionales. Me dieron ideas sobre la gestión deportiva. Eso fue sustancial para mi formación como preparador físico. Son personas que consulto permanentemente”.

Corría 2008 y, junto con el inicio de la licenciatura, llegó Independiente. El coordinador de preparación física del Rojo le propuso trabajar con las categorías novena, octava, séptima y sexta, es decir, con futbolistas de entre catorce y dieciocho años, rol que desempeñó hasta octubre del año pasado, cuando asumió como preparador físico de la Selección Sub 17. Allí llegó a través de Miguel Micó, entrenador de aquella categoría y coordinador de la Sub 15, luego de la presentar un proyecto que tuvo buena aceptación. “Tener experiencia en toda la gama de edades te da una visión muy amplia”, explica Davies.

Su vida, ahora, la reparte entre el vértigo de su nuevo cargo –no ajeno a los permanentes conflictos que vive la Asociación del Fútbol Argentino– y la satisfacción que brinda enseñar teoría y metodología del entrenamiento, por supuesto en la UFLO. “Tengo mucho sentido de pertenencia con la universidad y una estima muy grande. Yo disfruto mucho de la docencia, me siento un privilegiado de poder hacer algún aporte a la formación del sujeto. Tengo varios alumnos que están metidos en el ámbito del fútbol. Con ellos tenemos un buen intercambio, porque con las experiencias de los estudiantes uno también aprende. La educación, en esencia, es dar oportunidades”, se entusiasma Davies. ¿Asoma un futuro DT?  “Esto lo digo con convencimiento: no me siento capacitado para ser el técnico principal. Me siento muy cómodo en mi rol de preparador físico”. Todo dicho.

Publicada el 07/04/2017